25 abr. 2013

Cifras del paro dramáticas, escalofriantes, malísimas



Que nadie me tache de pesimista o de derrotista. Yo solo recojo lo que otros han dicho. Vicente Martínez Pujalte, portavoz de Economía del PP en el Congreso, ha dicho que los datos del paro son “escalofriantes” y “malísimos”. A su vez, la secretaria de Estado de Empleo, Engracia Hidalgo, ha lamentando que los datos de la EPA (Encuesta de Población Activa) sean “dramáticos”. Yo, ni quito ni pongo.

Se han hecho públicos los datos de la EPA del primer trimestre del año y son dramáticos, escalofriantes, malísimos, como el mismo gobierno reconoce. ¿Y? Pues nada. Seguirán haciendo lo mismo y cuando todo esté arrasado surgirá de esas cenizas, cual ave Fénix, un país que será la envidia del mundo.

Mientras esperamos ese advenimiento, la dramática y escalofriante realidad nos dice que 6.202.700 personas están en el paro, un 27,16 % de la población española. En el primer trimestre de 2013 se incrementó el número de desempleados en 237.400 personas.

El diputado Vicente Martínez Pujalte continúa con el soniquete de que “estamos pagando las consecuencias de que hace dos años se decidiera hacer un ajuste de empleo”. Vamos, que la culpa es de los socialistas.
Nada más alejado de mi intención que exculpar a los socialistas de lo que les atañe. En diciembre de 2011 había 5,2 millones de parados –lo cual ya tenía canto- hoy hay un millón más. Un 10 % más. Me remito nuevamente a la señora Hidalgo y al señor Pujalte para calificarlo.

Estos días tendremos que oír todo tipo de justificaciones y explicaciones para intentar justificar y explicar lo imposible. Los cabestros mediáticos pondrán toda la carne en el asador y ya verán como los socialistas son los responsables de todo el desaguisado. Y no digo yo que no tengan mucha responsabilidad pero ¿se imaginan al PSOE gobernando con estos datos? ¿Qué dirían? Solo de pensarlo se me ponen los pelos de punta.
Los ciudadanos vemos las cosas de otras maneras, pero claro, no somos conscientes de la realidad a la que nos enfrentamos. Lo hemos escuchado tantas veces y da igual, por mucho que lo repitan, no nos lo vamos a creer: “no nos gusta, pero no queda otro remedio más que tomar estas medidas”. ¡Ya os vale! No nos rayéis más.

En estos tiempos de mudanza no todo son cuitas: los bancos van bien. Eso es una buena señal. La economía se está recuperando. ¡Olvídense de 6.202.700 parados!
Tres ejemplos.

El Banco Santander obtuvo un beneficio neto en el primer trimestre de 2013 de 1.205 millones de euros. Ahora que eso sí, pobrecitos, un 26 % menos que el año pasado. En España fueron 207 millones de euros ¡de beneficios! un 2,5 % más que el año pasado.
¡Ven! todo va según lo previsto.
Emilio Botín ha asegurado que en este año las ganancias serán superiores a los 2.295 millones de 2.012.

Segundo ejemplo: Banco Sabadell.
Esta entidad fue más discretita y entre enero y marzo ganó 51,1 millones de euros. También me dan pena ya que es un 36,1 % menos que el año pasado.
Es llamativo que el Sabadell haya cobrado en comisiones a sus clientes 168,4 millones de euros, un 26,1 % más. Total nada.
Los otros bancos también nos lo cobran, no se equivoquen.

El tercer ejemplo es el más llamativo: Bankia.
Este banco, tras recibir 22.464 millones de euros en ayudas y perder más de 21.000 millones, obtuvo hasta marzo un beneficio neto de 213 millones. ¿Ustedes lo entienden?
Yo tampoco. Eso es lo que tiene la ingeniería financiera. Allí donde había deudas, por arte de los números, se convierten en beneficios.

Ven, al final no hay motivos para el alarmismo. Engracia Hidalgo no tenía razón para tanto dramatismo y Vicente Martínez Pujalte se debió pasar con las gotas del café al decir eso de escalofriante.
Si la banca va bien, España va bien. ¿Y los españoles?

Licencia de Creative Commons
Cifras del paro dramáticas, escalofriantes, malísimas by M. Santiago Pérez Fernández is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

No hay comentarios:

Publicar un comentario